NFL

Retrospectiva 20/20: La difícil decisión que tendrá que hacer Jon Gruden.

Retrospectiva 20/20 por Analistas NFL

Comienza diciembre y con ello el último cuarto de la temporada de la NFL, ya pasó Thanksgiving, ya se acabó la temporada regular de la NCAA, cada vez nos acercamos más al final de este bello deporte. Los cambios en los coaches empiezan a llegar Ole Miss en la NCAA y Carolina en la NFL le dieron las gracias a sus respectivos head coaches en estos días. En otra lamentable noticia Chris Petersen renuncia como coach de Washington, uno de los mejores en el football colegial. Antes de la anticipada semana de campeonatos de conferencia en la NCAA y la primera semana del último mes de campaña regular en la NFL, acompáñame a darte todos mis comentarios que este fin de semana festivo en los Estados Unidos nos dejó:

Buffalo Bills vs. Dallas Cowboys:

Uno de los grandes temas de los últimos días ha sido la situación de Jason Garrett en Dallas, Jerry Jones ha hecho varias declaraciones no muy alentadoras sobre su futuro, y los fans de Dallas se dicen estar más que hartos de Garrett dirigiendo al equipo, el partido contra Buffalo en el turkey day, no ayudó. Pero mi pregunta es porque hasta ahorita, la venda de los ojos les duró 8 años, el jueves pasado mientras muchos fans de Cowboys vieron un pésimo partido del equipo, donde el staff de coacheo de Buffalo le puso un traje de payaso al de Dallas, el resto de los espectadores que no le vamos a Dallas vimos lo que hemos visto los últimos 8 años. Jason Garrett ni siquiera está teniendo una mala temporada, está teniendo una temporada normal para sus estándares, no hay ningún colapso de Dallas, lo mismo que le pasa al equipo en el 2019, le pasó en 2011, y en 2013, y en 2017.

El jueves pasado Dallas fue vencido en plan de juego por un equipo que es inferior en talento que ellos (sí Dallas es más talentoso que Buffalo, los Bills tienen mejor marca porque tienen mejores coaches), y cuando llegan a zona roja la ofensiva se vuelve tan predecible, que hasta tú puedes adivinar qué jugada viene, lanzar una bomba  en 3&Goal, para en 4&Goal lanzarle un pase a Zeke bastante corto de la zona de touchdown, resume a la perfección la ofensiva bajo el mando de Garrett.

Jason Garrett solo se vuelve más agresivo cuando siente la presión, situación también observada el jueves pasado. Pero no todo lo quiero dejar en negativo, la ofensiva de Dallas no carburo en la mitad del encuentro, pero en parte también porque la defensiva de Buffalo es muy buena, aun así, hubo aspectos de la unidad que me gustaron. Dallas ataco a los corners de los Bills, con out, fade y go routes, que presentó problemas cuando los Bills se encontraban en Cover 2, como lo ha hecho saber Cameron Soran, si el coordinador ofensivo conoce hasta que punto un corner debe llevar las rutas en Cover 2, y la ofensiva hace el ajuste para ello, es muy difícil de defender.

El touchdown de Jason Witten en el primer cuarto que vino en una delay route, en un concepto bootleg, fue una jugada muy utilizada por los Rams el año pasado, Dallas la adoptó y la ejecutó a la perfección. Una última nota muchos nombres han salido como los posibles candidatos a la posición de coach en Dallas si es que se abre (predecir lo que hará Jerry Jones es igual de difícil que predecir lo que hará Dave Gettleman o Jon Gruden), pero antes de mirar hacia afuera, yo aconsejaría mirar hacia adentro Kris Richard, es un nombre que me intriga demasiado.

Antes de hablar de lo que vi de los Bills el jueves, tengo que hacer una disculpa pública al equipo, si ya has leído la columna, podrás darte cuenta que hace un par de semanas, dije que los Bills no eran lo que su récord decía, que no espantaban a nadie, bueno los Bills en contra de Dallas me hicieron quedar como un verdadero imbécil, por que son un buen equipo, así que estaba mal respecto a los Bills (como lo he estado con la defensiva de los Lions cuando dije que era buena, pero Jared Goff y Mitch Trubisky me cuidan la espalda, ellos nunca me hacen quedar mal). Mucho en esta temporada se ha hablado del buen trabajo de Greg Roman, bueno Brian Daboll también se merece una ronda de aplausos, al igual que Baltimore, en Buffalo se metieron por completo en Josh Allen y están construyendo una ofensiva que le acomode a sus fortalezas.

El plan de juego del jueves fue rutas intermedias, atacando las zonas vulnerables de las coberturas de Dallas que le permiten ganar confianza a Josh Allen. El strip sack de Ed Oliver fue el punto de inflexión del partido que lo llevó a ser un encuentro empatado a la clara superioridad de Buffalo, después del strip sack de Oliver, el drive de los Bills es recordado por Allen recuperando un fumble en 4&1 y consiguiendo la primera oportunidad (la verdad eso es algo impresionante, la fortaleza que tiene Allen para arrebatar un balón, cuando varios hombres de gran tamaño están tratando de agarrar el balón), la siguiente jugada fue una dominguera donde John Brown lanzó un pase de touchdown a un Devin Singletary completamente solo, de ahí fue puro Buffalo el partido, también le deben de dar las gracias a Brett Maher que impidió cualquier tipo de regreso de Dallas.

Sean McDermott y Brandon Beane han hecho un trabajo espectacular, limpiaron la asquerosidad de salary cap que recibieron, gastaron inteligentemente en todas las fases de la agencia libre, han hecho buenos drafts, se han acoplado al juego de su qb, y sobre todo han establecido una cultura, a pesar de que sabían que tenían que deconstruir para poder reconstruir, no intentaron hacer el famoso tank. Trataron de competir cada año, en 2017 llegaron a los playoffs, eso les da más confianza a los jugadores para creer en tu programa, cuando a pesar de que no están listos para ser un equipo de élite, se empiezan a ver los resultados, y el jueves ante la observancia de todos los Estados Unidos, en el día más importante del año, los resultados de tres años de trabajo se mostraron.

CBS es de las mejores cadenas en realizar teasers antes de los partidos, el juego de campeonato de la AFC en 2017 entre los Jags vs. Pats me encanto, el del año pasado en el Super Bowl, fue bastante bueno. Ahora el de la historia de Jim Kelly y las razones por las cuales sigue agradecido, se ha vuelto mi favorito, se los quiero compartir, mejor teaser para iniciar un partido, he estado todos los días viéndolo. (https://twitter.com/MySportsUpdate/status/1200165134053912581).

Washington Redskins vs. Carolina Panthers:

Por motivos personales no pude ver el Monday Night, así que hoy en la mañana (martes) decidí verlo, pero al momento me decidí mejor por ver el Redskins vs. Panthers, porque desde que subí en artículos pasados como Dwayne Haskins le decía a su línea ofensiva  cómo le podía ayudar, para no ser capturado tantas veces (vi ese partido después para estudiarlo, todos los sacks que sufrió Haskins contra los Jets, fueron en gran parte su culpa), me dio curiosidad como estaba evolucionando. Pero al igual que los Redskins al estudiar a Dwayne Haskins se sorprendieron más con Terry McLaurin, yo al querer originalmente estudiar a Haskins, me gusto más como la defensiva de los Redskins controló la mayor parte del partido a McCaffrey.

La defensiva no tuvo un buen inicio, ni un buen final, en los dos primeros drives de Carolina terminaron en touchdown, pero luego la defensiva de Washington pudo ajustar, y no volvieron a permitir puntos hasta que empezaron a jugar defensiva preventiva. El plan defensivo de los Redskins fue utilizar creepers o simulated pressures (ambos significan lo mismo, solo que algunos coaches lo llaman de una manera u otra, y si hay diferencia yo no la conozco) esto forzó a Christian McCaffrey a quedarse en la bolsa a proteger, aunque los rushers solo fueran 4 en algunas ocasiones solo presionaban con 3, con la línea ofensiva no sabiendo quién iba a hacer blitz y quien no, resultó la mayoría de las veces en jugadores de la línea cubriendo a linieros defensivos que se echaban para atrás para cubrir el pase, mientras que jugadores de la secundaria o linebackers en stunts entrarán intactos a hacer un sack sobre Allen o lo presionaban  a lanzar, es el objetivo principal de los creepers.

En ocasiones mandaban más de cuatro a presionar lo que yo ya considero blitz, y en otras ocasiones la línea defensiva fue simplemente más dominante que la línea ofensiva, pero el plan de juego funcionó, como detienes a un jugador imparable como McCaffrey manteniéndolo en la bolsa para bloquear, muchas veces no bloqueaba a nadie, pero se veía obligado a quedarse ahí por la amenaza de blitz.

Poco tiempo después de terminar de ver el partido, entre a Twitter y vi la noticia de que Ron Rivera había sido despedido por los Panthers, algo que se veía venir, pero no por eso quiere decir que es la decisión correcta. Después del cambio de dueños en Carolina, era de esperarse que cambios importantes en la organización se venían, y sufrir dos grandes colapsos en temporadas seguidas no ayuda mucho. Aun así, despedir a Rivera a pesar de que hace menos de 5 años te llevo al Super Bowl, las dos últimas temporadas donde se vinieron los colapsos tu qb no estaba al 100% y era un hospital se me hace algo prematuro.

Digo hacer creer a medio mundo que Kyle Allen puede ser un qb titular es algo que se debe poner en cualquier curriculum. Ron Rivera tendrá trabajo el próximo año como head coach, en verdad creo que un pez gordo ha entrado en el mercado. Para los Panthers lo mejor es también darle las gracias a Newton y comenzar de 0, nuevo coach, nuevo qb.

Oakland Raiders vs. Kansas City Chiefs:

La defensiva de los Chiefs viene despertando, después de que a mediados de la temporada no paraban a nadie y en especial por tierra debido al carente juego y disciplina en sus gaps de los linebackers, sus dos últimos partidos han hecho lo necesario para quitarle presión a su ofensiva. En el vídeo de Analistas NFL cuando hablo del juego a México explico la intercepción de Honey Badger (https://www.facebook.com/analistasNFL/videos/1454566291373683/), ahora vengo con el pick six de Tornhill.

Los Chiefs se vieron muy Sabanese al utilizar conceptos que puedes ver los sábados con Alabama, los Raiders salieron en personal 11 y fue una formación 3×1, del lado de los receptores se alinearon en bunch. Los Chiefs por su parte jugaron lo que Saban conoce como Cover 7, del lado débil de la formación los Chiefs juegan lo que Saban conoce como Cone, el corner tiene al receptor en toda ruta corta y hacia afuera, el safety de ese lado tiene a ese receptor en toda ruta profunda y hacia adentro, en la jugada el receptor corre una fade route, por lo que de inmediato al eliminarse de las responsabilidades del free safety, este se va a cubrir la parte profunda y en medio del campo.

Del lado del bunch donde sucede la intercepción, los Chiefs sobre el receptor #1 juegan Cone también (la verdad Saban utiliza Cone en formaciones 3×1 solo del lado débil de la formación, por lo que inicialmente llegué a pensar que los Chiefs del lado fuerte, donde está el bunch juegan Bingo un estilo de cobertura que Saban juega en contra de los bunchs, pero la verdad no estoy seguro, y la manera en que lo jugaron parece Cone), aquí igual el corner tiene al #1 corto y hacia afuera, el safety lo tiene profundo y hacia adentro, el receptor de los Raiders corre hacia adentro, por lo que es responsabilidad del safety, Carr desde el inicio nunca le quita la mirada a su receptor, por lo que hace el trabajo de Tornhill más sencillo y resulta en el pick six, que terminó con la más mínima esperanza de los Raiders, en el vídeo a partir del segundo :30 puedes ver el ángulo All-22, para apreciar toda la intercepción. (https://twitter.com/Chiefs/status/1201268570291933186).

Los Raiders las dos últimas semanas nos mostraron su verdadera cara y comprobaron lo que muchos creían de ellos a inicio de la temporada, que no son un equipo de playoffs y están lejos de ser un serio contendiente. Después de engañar con victorias sobre los Lions, Chargers y Bengals para ponerse 6-4, parecía que los Raiders podrían hacer algo de ruido, Derek Carr venía teniendo su mejor campaña desde el 2016, y ha mejorado bastante en las rutas intermedias. Maxx Crosby se posicionaba como un caballo negro para ser novato defensivo del año.

Pero las dos últimas semanas cayeron por palizas ante los Jets y Chiefs para estar 6-6, Carr se vio horrendo jugando en el frío y la defensiva de los Raiders expuso sus carencias, y su falta de talento en literalmente todas las posiciones de la defensiva, hay que sumarle que Jon Gruden es extremadamente conservador en su play calling y cuando el equipo rival descifra su plan de juego, no ha sido bueno adaptándolo para dar el contragolpe. A pesar de todo esto los Raiders estando 6-6 en diciembre es impresionante, yo creía que iban a acabar 4-12 o peor, los dos juegos pasados de Carr no quitan la mejoría en su juego a comparación de los dos años pasados, Crosby junto con Jacobs, Waller, Hurst y la línea ofensiva parecen piezas claves en las que puedes construir un equipo, y los playoffs aún no están fuera de la discusión, pero eso no significa que Gruden no tenga trabajo que hacer aún tiene que seguir puliendo al equipo demasiado, porque lejos están de ser un producto terminado.

El domingo significó la sexta derrota de Carr en Arrowhead, en su sexto año en la liga, y después de la derrota contra Mahomes por segunda vez en la campaña, y contando las derrotas contra Watson y Rodgers quedó claro que Carr no es capaz de mantenerse mano a mano con los pesos pesados. Por lo que considero que esta offseason tendrá Gruden una decisión bastante complicada, si es que piensa dejar a Carr y traer un nuevo qb. Otra cosa que quedó claro es que Carr no es el mismo en el frío, y si quieres jugar en febrero tienes que jugar en el frío de enero, a menos que puedas recibir todos los playoffs en casa, pero para eso tienes que ganar tu división, por lo que la lógica indica, que tienes que ganar en Arrowhead para que eso suceda, cosa que Carr como ya vimos no ha hecho nunca.

La decisión parece fácil deshacerse de Carr, pero la realidad es que puede ser la peor decisión de Gruden o la mejor. Los Raiders tienen una gran generación de novatos con el draft de este año, y el próximo tendrán dos selecciones en la primera ronda y dos en la tercera, aparte tendrán suficiente dinero en la agencia libre, para firmar a alguien de renombre, por lo que no es loco pensar que en diciembre del 2020 los Raiders otra vez se enfrenten a los Chiefs por la AFC West. El caso es que, si seleccionas a un novato, va a necesitar acomodarse a la velocidad de la NFL y como puede ser la sensación y la pieza clave que los Raiders necesitaban, también puede detener a un equipo que está listo para ganar, qué pasa si resulta un fracaso, eso retrasa a cualquier franquicia unos 5 años.

Entonces que agarren a un qb en la agencia libre, la verdad es que Carr es un qb más talentoso que cualquiera de los que en verdad lleguen a estar en la agencia libre. Entonces conserven a Carr, pero para eso necesitará mejores armas como receptores, situación que puede ser resuelta en el draft y agencia libre, pero qué pasa si le mejoras las armas y el equipo en general a Carr y sigues sin poder ganar partidos importantes, entonces ya retrasaste todo un año. Ven a lo que quiero llegar, en verdad es una decisión difícil para Gruden, y es una decisión que debe tomar en los primeros meses de la offseason, para saber cómo atacar la agencia libre y el draft, si estas 100% con Carr empieza a planear alrededor de él, sino empieza a ver dónde es más viable conseguir un nuevo qb, porque si Gruden mantiene a Carr y trae a un qb en la agencia libre o draft que en verdad represente una amenaza para Carr, no va a estar contento y va a querer un trade, y tendrás más drama, cosa que no necesitas.

Considero que Carr a pesar de ser muchos menos talentoso que Rivers y Stafford está en la misma categoría, de que la gente piensa que es malo o que no puedes ganar con él, pero la realidad es que las front offices de esos equipos son una broma, y no ayudan a los jugadores a en verdad sobre salir, por lo que Carr no es un mal qb como la gente piensa. También considero que en el draft hay mejores opciones que Carr. Mi conclusión es que, cualquiera de las dos opciones quedarse con Carr o deshacerse de Carr pueden estar correctas, pero también equivocadas.

New England Patrios vs. Houston Texans:

La defensiva de los Patriots adora eliminar a los mejores receptores del equipo rival dándoles doble cobertura, eso fue lo que hicieron con Hopkins. Aun así, por segunda vez en la temporada la defensiva de New England tuvo los mismos problemas para detener la ofensiva de Houston que los que tuvo con Baltimore, les costó mucho trabajo defender el RPO y las formaciones con personal 13. Claro está que Watson también nos recordó que si no fuera por Bill O’brien sería un digno candidato a MVP, la defensiva de los Pats debe ser más disciplinada con sus gaps y en el juego de RPO, por que lo más probable es que vuelva a ver tanto a Houston como Baltimore en los playoffs.

Algo que me impresiona es como los dos últimos años la ofensiva de los Pats ha tenido dificultades con las defensivas que vienen de la rama de Belichick, tuvieron dificultad contra Patricia, Vrabel y Crennel. Dichas defensivas atacaron a la ofensiva de Pats como si fueran una defensiva de New England, apretada cobertura hombre a hombre, cobertura bracket sobre Gronkowski ahora Edelman y uno que otro blitz exótico para jugar con los esquemas de protección de los Pats.

Este fue uno de los cuantos blitz que trajo la defensiva de Houston contra los Pats. La línea ofensiva de New England estaba en protección Hawái, el blitz viene del jugador de la secundaria, mientras que el outside linebacker se echa para atrás para cubrir al corredor hombre a hombre, el tackle espera bloquear al outside linebacker, por lo que deja libre el b gap, para que entre el defensive back y realice el sack sobre Brady (https://twitter.com/DevclemNFL/status/1201336409023533056).

Otros pensamientos sobre el resto de la semana:

El mejor vídeo de la semana es de NFL Memes. (https://twitter.com/NFL_Memes/status/1200156883019059200).

Siguiendo con Thanksgiving day, la narración alemana, de la intercepción en el tercer cuarto de Matt Ryan lo es todo (https://twitter.com/NOTSportsCenter/status/1200835940836614144).

A su vez declaro el 28 de noviembre de 2019 el día oficial en que se dio a conocer la leyenda Younghoe Koo.

Mike Leach por séptimo año seguido no le pudo ganar a Washington, Derek Carr por sexto año seguido no le pudo ganar a los Chiefs en Arrowhead, Jim Harbaugh por quinto año seguido no le pudo ganar a Ohio State, aun así, nadie tuvo un peor fin de semana que la secundaria de los Eagles, doloroso de ver.

Ya lo he dicho varias veces los Chargers siempre juegan el mismo partido todas las semanas, están debajo por una sola posesión, faltan menos de cuatro minutos en el reloj y Phillip Rivers tiene el balón en sus manos, eso lo hemos visto siempre, lo que sigue es perder el partido de la manera más dolorosa posible. Después de la recepción espectacular de Mike Williams, pensé ahí viene el gol de campo fallado, pero no eso ya sería una manera muy común de perder para los Chargers, ya lo han hecho varias veces, necesitaban salir con algo nuevo. Los Broncos teniendo el balón en su yarda 28 y con :9 segundos el reloj, lanzaron el balón a lo profundo para tener un castigo por interferencia de pase de 37 yardas, para que Brandon McManus hiciera el gol de campo ganador de 53 yardas. Grandes Chargers nadie se esmera más por perder los partidos que ustedes, el domingo encontraron una nueva fórmula.

La temporada pasada los coaches con mentalidad ofensiva se llevaron la mayoría de las vacantes, quizás este año sea diferente con nombres interesantes, como Dennis Allen, Robert Saleh, Wink Martindale, Kris Richard, Steve Belichick, todos pueden ser llamados a entrevistas y son de mente defensiva.

El partido de 49ers vs. Ravens cumplió las expectativas y ha sido el mejor partido del año, lo estaré comentando en mi vídeo de Analistas NFL.

Pensamientos sobre la NCAA:

Comenzamos la sección del college football, con Mike Leach como la mayoría de las semanas, pero esta vez no es algo alegre, después de perder por séptimo año consecutivo el Apple Cup. Leach respondió así cuando le preguntaron que si no le puede ganar a equipos con mejores clases de reclutamiento que Washington State. (https://twitter.com/BrennaGreene_/status/1200577910974775296).

No fue una buena semana para los que no pudieron ganar a sus más grandes rivales, primero fue Leach y ahora Harbaugh. El coach así respondió cuando le preguntaron dónde notaba la diferencia más grande entre Michigan y Ohio State. (https://twitter.com/ESPNCFB/status/1200922280618008577).

Para saber mis pensamientos completos sobre el Ohio State vs. Michigan y el Alabama vs. Auburn te invito a que veas mi vídeo sobre la NCAA en Analistas NFL.

Ole Miss perdió el Egg Bowl de una manera un poco peculiar, estando abajo 14-21, Ole Miss timbro en la zona de touchdown, para ponerse 20-21 pero al momento de la celebración Elijah Moore el jugador que consiguió la anotación celebró como un perro orinando. El castigo por conducta antideportiva echó para atrás el intento de punto extra de los Rebels, que terminaron fallando y así perdieron el partido 20-21.

Desde que Rutgers se integró a la conferencia del Big-10 ha sido un total fiasco, pero han traído de regreso al hombre que los ayudó a entrar a la conferencia, así es Greg Schiano regresa a New Jersey.

Se acabó la temporada regular de la NCAA, el fin de semana veremos los juegos de campeonato por las 10 conferencias que hay en la división 1, Georgia si le gana la conferencia SEC a LSU el sábado en la tarde está dentro, si no, dependerá de que valoren más si al campeón del Pac-12 en caso que lo gane Utah, si lo gana Oregón,  el Pac-12 se queda fuera de los playoffs, o al campeón del Big-12 que puede ser Oklahoma o Baylor. La situación de Baylor es complicada porque su calendario fuera de su conferencia es bastante débil, así que, si Baylor gana, y Utah también, no hay duda el puesto es para Utah, pero sí Utah pierde y Georgia también, la verdad no me sorprendería que Georgia se quedará con el puesto incluso con la derrota, es que en verdad el calendario de Baylor no impresiona a nadie. Donde hay un verdadero conflicto es si gana Utah y gana Oklahoma, y pierde Georgia, porque ahí se verá el comité a que conferencia valora más, la derrota de Utah fue contra USC, y la de Oklahoma contra Kansas State, en esas instancias gana Utah. De igual manera el calendario de Utah es menos impresionante que el de Oklahoma, es complicado la decisión que harán el domingo.

También la posición #1 y #2 en el ranking es importante, sabemos que Clemson será el #3 (a menos que Ohio State o LSU pierda sus juegos de conferencia), y aunque no ha tenido tanta atención nacional en parte porque la conferencia ACC es un chiste, sigue siendo uno de los mejores equipos de la nación y ni Ohio State o LSU quiere enfrentarlos en semifinales, y eso le tocará al sembrado #2. Pero quien va arriba de quien Ohio State es el equipo más completo tanto en defensiva como ofensiva, les han ganado a todos los equipos con absoluta facilidad sin contar a Penn State, pero sus victorias más impresionantes han sido contra Wisconsin, Penn State y Michigan. Por su parte LSU no ha sido tan dominante como Ohio State pero sus victorias más impresionantes han sido sobre Flordia, Auburn y Alabama, mejor calidad de rivales, quizás todo recaiga en el rival que enfrentan en el juego de campeonato de su conferencia y en la manera en que le ganen, Ohio State se verá las caras por segunda vez con Wisconsin, mientras que LSU jugará ante Georgia, el rival de más calidad lo sigue teniendo LSU. Será interesante si ambos equipos ganan sus conferencias el sábado, ver a quién ponen en el #1 y quien enfrentará a Clemson en la semifinal.

To Top