Connect with us

Hi, what are you looking for?

NFL

Retrospectiva 20/20: Michael Thomas digno candidato al MVP.

Por: Federico Compañ

Analistas NFL

Se está acabando noviembre y con ello, cada vez está más cerca el final de este hermoso deporte, pero como en todo la parte final siempre es la mejor. El artículo sale el miércoles debido a que es el fin de semana de Thanksgiving, lo que significa una semana más corta de lo normal. En la NFL tenemos un jueves que parece domingo, con tres partidos. En la NCAA el sábado es el último día de temporada regular, lo que significa que es el fin de semana de rivalidades, en la mañana tenemos THE GAME, y a las tres de la tarde el Iron Bowl. El domingo el primer día de diciembre tenemos la semana 13 de la NFL, y un lema muy sonado es que en esta semana es donde los pretendientes y contendientes se empiezan a separar. Viene un fin de semana bastante bueno, pero antes de vivirlo, acompáñame a revivir la acción del fin de semana pasado, pues como se dice, para entender el futuro es necesario conocer el pasado.

Seattle Seahawks vs. Philadelphia Eagles:

La situación del cuerpo de receptores de Philadelphia es bastante precaria, y se intensificó todavía más con la ausencia de Alshon el domingo. Al igual que sus fanáticos el staff de coaches no es fan de los receptores que tenían a su disposición, lo que llevó a que Philadelphia utilizara personal 12, siendo que Zach Ertz y Dallas Goedert tenían las mejores manos en el equipo el pasado domingo. La falta de experiencia de la unidad fue bastante notoria en el partido, Dan Orlovsky explica la falta de técnica y conocimiento de la situación en algunas jugadas del encuentro.

Advertisement. Scroll to continue reading.

La falta de receptores no es excusa para el terrible desempeño de la ofensiva el domingo (gracias a Dios quitaron el partido de prime time). La línea ofensiva tuvo un mal día en cuestión de proteger y Andre Dillard simplemente se levantó con el pie izquierdo. Siempre he sido una persona que defiende a Carson Wentz, pero su actuación del domingo es indefendible, tuvo su peor partido de lo que va de la campaña, el principal problema que yo identifico es el toque que le da a sus pases, todo parece ser un pase rápido, nunca sabes donde va a terminar el balón. De la defensiva de Philadelphia las jugadas engañosas parecen ser su perdición, pues después de permitir el touchdown de la victoria contra una jugada de ese estilo la semana pasada contra los Pats, los Seahawks intentaron una que resultó en que creen… un touchdown. No todo son malas noticias para los Eagles, gracias a que Dallas perdió el domingo, que se han visto bastante inconsistentes toda la temporada (al igual que Eagles), y que cuentan con un calendario más complicado, Philadelphia sigue en la pelea por la división, con la ventaja de que el juego restante contra Dallas es en su casa, cada vez me convenzo más de que el ganador será un equipo de 9-7… sino es que de 8-8.

Seattle no jugó un partido perfecto, Russell Wilson se vio humano, la ofensiva tuvo varios drops que no ayudaron a como se vio el equipo en general. Pero la defensiva forzó tres fumbles, el touchdown de 58 yardas de Rashaad Penny para sentenciar el partido, fue una belleza, y después de once partidos los Seahawks se encuentran con marca de 9-2, y sueñan con tener los playoffs en casa, así es señores, la división aún no es del todo de San Francisco, todavía falta el segundo encuentro que es en Seattle y solo un partido los separa. El más feliz de la situación soy yo, porque la mejor rivalidad de principios de la época se está volviendo a reanudar. Uno de los mejores artículos que he leído sobre el tema (https://www.theringer.com/nfl/2019/11/7/20953427/seahawks-49ers-monday-night-football-renewed-rivalry).

Carolina Panthers vs. New Orleans Saints:

La semana pasada Mike Florio tuvo en su podcast a Sean Payton como invitado e hicieron el caso para que Michael Thomas fuera candidato a MVP de la temporada. Albert Beer en su columna para Sports Illustrated Monday Morning Quarterback secundo la moción. Después del partido del domingo es muy difícil ir en contra de la candidatura, quizás el domingo en NOLA tuvimos a los dos jugadores no quarterbacks que más se merecen el MVP, Christian McCaffrey y Thomas, el último haciendo jugadas cuando su equipo más lo necesitaba. Los Saints corrieron con mucha suerte, pues dejaron ir una ventaja de dos posesiones, Brees tuvo una rara intercepción, Eric Reid hizo una maravillosa detención en cuarta oportunidad, y por segunda vez en la campaña los oficiales cambiaron una decisión en cuestión a una revisión de interferencia de pase, que permitió que los Panthers exprimieran todavía más el reloj. Si no fuera porque los Panthers fallaron el intento de gol de campo que les hubiera dado la ventaja, los Saints en lugar de intentar ganar hubieran estado intentando empatar. Lo bueno es que la suerte parecía estar del lado de los Saints, faltando 37 segundos, con el balón en su yarda 36, y enfrentando una 3&6, New Orleans necesitaba que uno de sus jugadores estrella apareciera, y Thomas respondió el llamado. Según el propio Thomas antes de la jugada Brees solo le dijo “Pump it”, la jugada tuvo a Thomas del lado derecho de la formación corriendo una sluggo route, Brees al decirle “Pump it” se refería que vendiera muy bien al corner el slant, para que cortara hacia dentro, para luego correr la go route y estar completamente solo, se escucha fácil, pero la verdad es más difícil de lo que parece, se debe tener muy buen timing con tu qb, y ser un muy buen route runner (uno de los mejores es Antonio Brown, con un ligero movimiento de cabezas, manos o pies hacia adentro, hace que los corners corten hacia adentro de inmediato). El resultado de la jugada fue un pase flotado de Brees para 26 yardas, 5 jugadas después Will Lutz convertiría el gol de campo ganador.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Los Panthers tuvieron muchas decisiones cuestionables por parte de sus coaches en todo el encuentro, pero un aspecto positivo de la victoria fue Kyle Allen, que después de la actuación de la semana pasada, parecía ser un qb que no estaba listo para jugar desde atrás, pues es cuando se ve más propenso a cometer errores. El domingo los Saints no pudieron sacar a la ofensiva de Carolina del campo, en parte porque Cameron Jordan también cometió errores bastante tontos.

Yo la verdad quiero tener la valentía de los oficiales en el juego de New Orleans, por segunda vez en la campaña cambiaron una jugada de revisión de interferencia de pase en contra de New Orleans, en el preciso lugar donde se origino el cambio a la regla, no me quiero imaginar como se hubiera puesto el lugar, si la jugada le hubiera costado el partido a los Saints, para buena suerte Joey Slye se tocó el corazón y fallo el gol de campo de Carolina, para evitar una catástrofe épica en el Super Dome.

Dallas Cowboys vs. New England Patriots:

Brett Kollmann el día de ayer dijo un punto bastante interesante con el cual coincido, los Pats quizás no sean el equipo más completo de la liga (y créanme no lo es), pero son el equipo más oportunista, y más inteligente yo agregaría. Los Pats no dan segundas oportunidades, en el momento cometes un error ellos irán por el tiro de gracia, es por eso que la dinastía de los Patriots es la mejor de todos los tiempos, porque ellos no dependen del talento, dependen del buen trabajo del staff de coaches, de la atención al detalle en cada aspecto dentro y fuera del campo de juego que Belichick le hace poner al equipo, a lo que lleva que para ganarle a los Pats no tienen que tener más talento que ellos (si en verdad crees que tu equipo le puede ganar a los Pats, solo por que tienen mejores jugadores que ellos, no le has puesto atención a las últimas dos décadas de su franquicia), sino que más bien tienes que jugar un juego casi perfecto, tienes que ser más disciplinados que ellos, y aunque suene imposible debes ser más inteligente que ellos, ganarle a los Pats no es fácil, por algo el domingo lograron por decimoséptima campaña consecutiva ganar 10 o más partidos. Esto ha llevado a que la mayoría de los equipos le jueguen con miedo a los Pats, el único equipo que he visto que le ha jugado sin miedo a los Pats es los Ravens, que curiosamente es el único equipo que le ha ganado, así que si Dallas esperaba tener una posibilidad contra los Pats debían jugar con agallas, la mala noticia es que Jason Garrett es lo CONTRARIO a jugar con agallas, nunca he visto un coach con más miedo que él. 

Advertisement. Scroll to continue reading.

En cuestión del juego la defensiva de los Pats volvió a lucir dominante, Stephon Gilmore se posicionó como el candidato número 1 a defensivo del año, dejando los stats de Amari Cooper en blanco, su única atrapada fue quitada debido a un holding. La intercepción que tuvo en el partido fue bastante complicada de hacer en una drag route, y rompió un pase en el último periodo intentado para Jason Witten que hubiera significado un touchdown para Dallas, dejando claro que Gilmore supo cuándo dejar su asignación (Cooper) para poder defender correctamente la jugada. Los equipos especiales de New England le dieron una clínica a Dallas (claro omitamos la parte donde Nick Folk falló dos intentos de goles de campo, algo preocupante considerando la ineficacia de la ofensiva), los aciertos en equipos especiales de New England, vino de otra obra maestra de Belichick, de seguro Hoodie en la semana estudiando se dio cuenta de un movimiento particular de la línea ofensiva de Dallas, que al movimiento de realizar su posición base aparentan como si estuvieran metiendo la pierna interna para tropezar al defensivo, Belichick comento esto con los oficiales antes del juego, diciéndoles que estuvieran atentos, para que Dallas no cometiera “tripping”, lo que alertó los ojos de los oficiales, lo que hizo que a cualquier mínimo movimiento marcaran ese castigo, y así fue, marcándolo dos veces (ninguna de las dos veces era castigo, pero si parecía), la primera vez que fue marcado el castigo sobre Tyron Smith resultó en que Dallas fuera echado para atrás en su propio territorio lo que llevó a que el as de equipos especiales Matthew Slater bloqueara el despeje, dándole el balón a los Pats en su propia yarda 12, dos jugadas más tarde se anotó el único touchdown del encuentro, después del partido New England forzó a los equipos especiales de Dallas, a cometer más castigos, una clínica absoluta. (si mucha gente pensara que lo que Belichick hizo fue trampa, pero yo creo todo lo contrario, pero ese punto de vista lo defenderé, en mi video de Analistas NFL, por si te interesa saber mi opinión lo cheques, aparte de escuchar más comentarios sobre el juego en sí).  

Se acuerdan de que en el primer punto mencione que Dallas si quería ganar debería jugar sin miedo, bueno Jason Garrett es el coach más miedoso y conservador de la liga, el mejor ejemplo es cuando Dallas en el último cuarto llegó a la yarda 11 de New England era 2&7 y el play calling fueron dos pases seguidos a la zona de touchdown, en contra de la mejor defensiva aérea de la liga, este era apenas la segunda vez en el partido que Dallas llegaba más allá de la yarda 25 de los Pats, los dos pases resultaron incompletos y Dallas tenía 4&7, perdiendo 13-6, por lo que era un momento de decisión para Cowboys, o por lo menos la gente coherente pensaría eso, no Garrett que el sabia desde el principio que iría por el gol de campo, como se eso, por la selección de jugadas, cuando un equipo en verdad piensa en jugársela en cuarta, en la tercera oportunidad, intenta ganar yardaje seguro para hacer la cuarta oportunidad más accesible, pero no Dallas, en tercera oportunidad ellos fueron por todo, en 4&7 Garrett decidió ir por el gol de campo, para convertir un juego de una sola posesión en un juego de una sola posesión (esto no es todo lo que tengo que decir respecto al tema, si quieres escuchar más comentarios, al igual sobre lo que pienso de lo que dijo Jerry Jones, te invito a que veas mi vídeo de Analistas NFL de esta semana).

Green Bay Packers vs. San Francisco 49ers:

John Lynch es uno de los candidatos a ejecutivo del año, sabe escuchar las necesidades de sus coaches, y traerles los jugadores que ellos creen necesarios para que su sistema pueda funcionar, hizo el trade para obtener a Dee Ford, utilizaron la segunda selección global en Nick Bosa, con la agresividad del coordinador defensivo Robert Saleh y el coach de línea defensiva Kris Kocurek, el resultado que obtienes, fue el del domingo un total dominio sobre la línea ofensiva de Green Bay y limitar a 8 puntos a uno de los mejores qb’s de la liga. He visto la NFL desde el 2002, las únicas veces que los 49ers han sido un buen equipo lo han hecho de la mano de tener una de las mejores defensivas de la liga a principios de la década con Vic Fangio, ahora con Saleh, pero considero todavía más letal a la unidad de San Francisco de este año debido al maestro Kyle Shanahan. La ofensiva de Shanahan es una de las más difíciles de defender, al principio todo parece lo mismo, pero siempre hay pequeños detalles que cambian por completo la jugada, la disciplina ocular es uno de los puntos importantes a tener si se planea poder detener a la ofensiva de los 49ers.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Hablando del ingenio ofensivo de Shanahan, el touchdown de George Kittle fue algo hermoso. Los 49ers salieron en personal 13 y corrieron un concepto Boot Flood, con las combinaciones flat, crosser, post. La post route fue la que realizó Kittle, y la que rompió tendencias, en un concepto flood, todas las rutas van hacia una misma dirección (por eso el nombre flood), Kittle corrió en realidad un corner/post, esto quiere decir que Kittle inicialmente parecía correr una corner route a la misma dirección que la crossing route y la flat route, eso hizo que el defensivo abriera sus caderas hacia esa dirección, para luego Kittle cambiar su trayectoria y correr un post, dejándolo completamente solo. Shanahan en esta jugada rompe las reglas, y hace que el qb lance en trayectoria opuesta a su cuerpo o del campo, esto lo comparte con Lincoln Riley, las grandes mentes ofensivas saben cuándo romper las reglas.

Por segunda vez en la temporada Matt Lafleur es víctima de una defensiva que basa sus principios en la defensiva de Seattle, a Green Bay le cuesta trabajo producir yardas terrestres contra líneas defensivas, que imponen fuertes frentes hacia los edges para quitar el outside zone. Además de que cuentan con una de las mejores secundarias de la liga, los mayores problemas que le han dado a los 49ers son Kyler Murray y Russell Wilson, dos qb’s bastante ágiles, que son difíciles hacerles sack, por lo que pueden extender la jugada, y por muy buenos que sean tus jugadores a la secundaria, no van a poder cubrir toda la vida.

Todos queremos un compañero de equipo como Richard Sherman (https://twitter.com/SportsCenter/status/1198841421094105089).

Advertisement. Scroll to continue reading.

Otros pensamientos sobre el resto de la semana:

Así el tailgate en Cleveland antes de su partido contra Miami el domingo, dándole con un casco a una piñata de Mason Rudolph.

Siguiendo con los Browns, tengo que admitir que el domingo Freddie Kitchens tuvo el mejor plan ofensivo de toda la temporada para el equipo. Uno de los principales problemas de Mayfield es que se quedaba mucho tiempo con el balón en la bolsa de protección, en parte porque las jugadas eran muchos 5 step drops, y el concepto de las rutas eran de desarrollo largo (algunas de entre 20 y 25 yardas, no es broma) lo que llevaba a que muchas veces Mayfield terminara su drop, y aun tuviera que esperar a que las rutas se terminaran de desarrollar, porque no había nada que leer, con la porosa línea ofensiva de Cleveland esto desembocaba en sacks. El domingo contra Miami fue diferente para obtener pases largos se basaron en jugadas play action detrás del centro, y en las demás jugadas mayoritariamente eran 3 step drops, lo que llevó a que Cleveland se viera como la ofensiva que todos pensábamos que sería a inicio de temporada.

Los Jaguars siguen con la bonita tradición de no detener a Derrick Henry, aunque su vida dependa de ello, en el tercer cuarto del encuentro Henry anotó dos touchdowns en un lapso de 16 segundos, este fue el touchdown de 74 yardas.

Advertisement. Scroll to continue reading.

No pude estar más equivocado respecto a Detroit, a inicios de la temporada después de un buen plan de juego defensivo que mantuvo confundido a Mahomes y después de casi pegar una sorpresa en Lambeau (situación que no fue posible debido a grandes errores arbitrales), declare que la defensiva de Detroit era una de las mejores entrenadas de la liga, ahora a punto de comenzar diciembre, puedo decir que es la peor de la liga, la mitad del tiempo no tengo ni idea de lo que están haciendo los linebackers. Darrell Bevell está teniendo una muy buena campaña, antes de su lesión Stafford se veía como un candidato al MVP, y la ofensiva a logrado avanzar el balón con Jeff Driskell, pero la defensiva (el lado fuerte de Patricia) es la que le ha costado al equipo ser una unidad competente. El asiento de Patricia como el de Bob Quinn se calienta cada vez más, y el despido de Jim Caldwell parece como un rotundo error.

Pensamientos sobre la NCAA:

Ha sido una temporada complicada para Texas, después de empezar como un caballo negro para ir a los playoffs, la temporada fue en picada, el equipo no está rankeado y no merece serlo. Una de las principales razones es a la inexperiencia de muchos de sus jugadores comenzando por la secundaria. El sábado pasado perdieron en contra de Baylor, dándole la oportunidad a los Bears de tener una revancha contra Oklahoma en el juego de campeonato por la conferencia del Big-12 en dos semanas. Pero lo que llamó más la atención, no fue lo que sucedió durante o después del partido, sino lo que aconteció antes, cuando Tom Herman en una manera de “animar” a su equipo, empezó a darse cabezazos con sus jugadores, ellos usando casco y él no (LOL).

El reconstruir un programa no se da de la noche a la mañana, tenemos el caso de PJ Fleck con Minnesota, le tomó más de dos años darle la vuelta al programa. Herm Edwards en sus casi ya dos años con Arizona State ha realizado un trabajo decente del que muy pocos han hablado. En ese lapso le ha ganado al #15 Michigan State y #16 Utah (2018); #18 Michigan State, #15 Cal y #6 Oregón (2019), con la victoria más reciente del sábado los Sun Devils lograron ser elegibles para jugar un bowl y sacaron a Oregón de posibilidades de playoffs.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Oregón después de sufrir dos intercepciones a inicios del último cuarto, empezó con un regreso, para intentar salvar su temporada, cuando estaban a solo tres puntos de distancia, los Sun Devils tomaron el balón a la ofensiva y en 3&16, sucedió esto .

La derrota de Oregón afecta el panorama a playoffs, aunque Georgia se encontraba rankeado #4, se creía que, si perdía en el juego de campeonato por la conferencia SEC contra LSU, el equipo que entraría sería Oregón, con la derrota ante Arizona State eso no pasara. Como lo he dicho anteriormente Georgia controla su propio destino, gana esta semana contra Georgia Tech y en dos semanas sorprende a LSU está adentro. Si pierde le abre las posibilidades a Oklahoma (el mayor beneficiado de la derrota de Oregón) si es que ellos ganan la conferencia Big-12, también están en la pelea Alabama con una sola derrota (suponiendo que ganan el Iron Bowl el sábado) y sin Tua. La única posibilidad de que el Pac-12 tenga representante en los playoffs es si Utah en dos semanas gana la conferencia en contra de Oregón. Solo hay un boleto restante, seamos honestos LSU, Clemson y Ohio State están adentro (a menos que alguno pierda sus dos juegos restantes, porque incluso si pierden uno, no es suficiente para dejarlos fuera, quizás a Clemson sí, pero a LSU y Ohio State no).

Otro equipo que tuvo una campaña decepcionante es Miami, y tocó su punto más bajo el sábado en la noche cuando perdieron en contra de la universidad Florida International, universidad que ganó por primera vez en su historia un partido en contra de un equipo perteneciente a una conferencia del Power 5.

Advertisement. Scroll to continue reading.

El fin de semana comienza la semana de rivalidades de la NCAA, lo que significa que es la última semana de temporada regular, y los dos grandes juegos parecen estarán más emocionantes de lo que se esperaba a inicios de año. THE GAME, Ohio State cometió errores graves en contra de Penn State y se vio que el equipo no es invencible, debido a dichos errores los Nitany Lions pudieron regresar al partido, por su parte Michigan ha jugado su mejor football después de la derrota en contra de Penn State, debido a que el partido será en Ann Arbor se espera que los Wolverines le den pelea los Buckeyes y no sea la masacre que todos esperábamos después de que Michigan perdiera contra Wisconsin en septiembre. El Iron Bowl cuenta de igual manera con implicaciones de playoffs pues Alabama tratará de ganarle de una manera convincente a Auburn para convencer al comité de que ellos se merecen estar en los playoffs a pesar de no haber ganado su división ni conferencia, Auburn buscará aprovecharse de la ausencia de Tua y arruinarle la fiesta a Alabama.

@lacongeladora
Written By

También te puede interesar

Sticky Post

  Por: Federico Compañ. “El tiempo es un juez tan sabio que no sentencia de inmediato, pero al final da la razón a quien...

Sticky Post

Los Kansas City Chiefs son Jefes de la NFL.

NFL

Analistas NFL te trae lo mejor de la semana del deporte de las tacleadas.

Deportes

Por: Analistas NFL Este fin de semana en el mundo del football, tuvo demasiado, primero el conflicto de Rudolph-Garret para terminar el Thursday Night....

Advertisement

Advertisement
Advertisement